En el otoño de 1992 nace el primer ejemplar de la revista naturalmente; la Prof.Silvia Wray en su mensaje dice: «_Tenemos hoy en nuestras manos una herramienta preciosa, usémosla con honestidad, sinceridad y humildad. Ojalá sea éste el primer ejemplar de una larga tirada de Naturalmente». Y si, Naturalmente creció y esa pequeña gacetilla se convirtió en una revista llena de luz, buen humor y simpatía cumpliendo con el objetivo de llegar a todo el país, hacer una pausa para mirar a nuestro alrededor, observar la naturaleza que tanto amamos, dando  pautas simples y sencillas para su conservación y respeto.
Continúa hoy cumpliendo su misión, pero el mundo cambia, la tecnología llega con su avance y nos brinda una nueva herramienta que nos permite también llegar a los lugares más alejados pudiendo transmitir lo que hacemos, nuestra  continuidad en el compromiso colaborando en actitud generosa con las instituciones que nos necesitan, compartiendo las vicisitudes y grandes alegrías vividas en nuestras exposiciones, en fin, compartiendo la vida…
Estamos muy felices de poder llegar a todos a través de este medio y continuar creciendo a fin de brindar lo mejor.